Saltar al contenido
Provincias del Ecuador

Provincia de Galápagos

Una de las provincias ecuatorianas con mayor número de turistas que disfrutan de su clima, su fauna y su flora, es la provincia de Galápagos.

Este archipiélago formado por distintas islas es un gran objetivo de estudio, por parte de científicos gracias a los estudios de Darwin, y de disfrute de las diferentes especies vegetales y animales.

También es una provincia que ha conseguido que sus habitantes obtengan sus principales recursos económicos y alimenticios de las propias islas y de sus visitantes.

El contar con un Parque Nacional hace que pueda disponer de fondos de la nación para su conservación ante cualquier amenaza de especies vegetales o animales invasoras.

Esta provincia de Galápagos es el fiel ejemplo de todo lo que ha ocurrido con la colonización en los lugares de América Latina y con todas las personas que han dejado su huella dentro de estas islas.

Regiones de la provincia de Galápagos con su capital Puerto Baquerizo Moreno

En el caso de la provincia de Galápagos, no existen regiones como tal: es decir, esta provincia aprovecha la división que tiene gracias a sus diferentes islas para organizar la administración y política de esta provincia.

Este caso nos encontramos ante un archipiélago en pleno Océano Pacífico formado por 107 islotes, 6 islas de tamaño medio y 13 islas grandes, todas de origen volcánico.

Las principales regiones son aquellas que reciben el nombre de San Cristóbal, Santa Cruz e Isabela:

San Cristóbal

En esta isla se encuentra Puerto Baquerizo Moreno, la capital de la provincia de Galápagos.

Está formada en su mayoría por extensiones que pertenecen al Parque Nacional de Galápagos y, a continuación, podemos encontrar las zonas más urbanas y rurales de la isla.

San Cristóbal es la isla que más al este se encuentra dentro del archipiélago, con una extensión aproximada de 558 km2.

Santa Cruz

Es la isla que más en el centro del archipiélago de Galápagos con una superficie superior a la isla de San Cristóbal: 985 km2 aproximadamente.

Esta isla tiene su encanto en la gran diversidad de especies marinas acompañadas por zonas de vegetación singular.

Podemos pasar por casi 7 zonas diferenciadas por las distintas especies vegetales que se encuentran en ellas, sin olvidar sus playas donde las tortugas, las aves marinas y los lobos marinos están siempre presentes.

Isabela

En este caso, esta isla es la de mayor extensión de la provincia de Galápagos.

Esto se debe a que en su interior podemos encontrar uno de los volcanes más importantes del archipiélago de Galápagos: el Volcán Alcedo.

Podremos disfrutar de otros distintos volcanes a lo largo y ancho de la isla, pero es cierto que sus bahías donde disfrutar de especies de pingüinos, iguanas y focas.

No podemos obviar el Lago Villamil que se ha convertido en el lugar seguro de muchas aves migratorias.

Cultura de Galápagos

Su descubrimiento se produjo a principios del año 1535, gracias a un desvío en su trayecto de Tomás de Berlanga mientras viajaba a Perú.

Aunque no fue hasta 1570 que se consigue ver este archipiélago en un mapamundi con el nombre de “Insulae de los Galopegos”.

Dando un salto en el tiempo hasta 1832, dejando atrás años de explotación descontrolada de las islas por parte de cazadores, balleneros y piratas, se produce el reclamo por parte del Coronel Ignacio Hernández de estas islas en nombre de Ecuador llamándolas “Archipiélago del Ecuador”.

Pero, ciertamente, la mayor influencia en el lugar tuvo lugar tras la estancia de Charles Darwin en el archipiélago.

Darwin consiguió poner en el mapa a las islas de Galápagos como un lugar idóneo de investigación ya que, gracias a las observaciones que llevó a cabo, pudo terminar de formular su famosa teoría sobre la evolución.

No es hasta mediados de 1959 cuando el Gobierno de la nación declara parte de un Parque Nacional todas aquellas zonas del archipiélago que no se encuentran colonizadas, así establece los límites tanto para habitantes como para turistas.

Por último, durante 1978, se consigue que la UNESCO declare la zona como “Patrimonio Natural de la Humanidad” lo que provoca que el turismo aumente creando presiones sobre las especies animales y vegetales del archipiélago.

Flora de Galápagos

Si existe un lugar con tantas especies vegetales que es casi imposible llevar un recuento, esa es la provincia de Galápagos.

En este terreno húmedo, podemos encontrar diversas especies vegetales en función de la altitud que tomemos.

Existe aproximadamente un total de 220 especies diferentes dentro de esta provincia de Galápagos, y todas ellas endémicas: casi 120 introducidas en la colonización y unas 398 nativas.

Podemos encontrar cactus, algarrobos, palos santos o líquenes en las zonas más alejadas de la población.

Si nos movemos por la zona más baja de la provincia de Galápagos conseguiremos disfrutar de helechos de gran tamaño y otras especies que siempre aportan el color verde a estas islas Galápagos: uñas de gato, matasanos, rodillas de caballos, etc.

En el caso de que optemos por visitar las zonas más altas de estas islas, nos encontraremos otro tipo de especies siempre y cuando estemos entre 200 y 500 metros sobre el nivel del mar. Aquí podemos encontrar la pasiflora, distintos musgos y hongos, el guayabillo, los huicundos, etc.

Fauna de Galápagos

Lo que más llama la atención de este archipiélago es la cantidad de diversidad en cuanto a fauna que podemos encontrar tanto en el medio marino como terrestre.

Las tortugas son las grandes protagonistas de un fondo marino espectacular: seis especies diferentes de tortugas gigantes son acompañadas por iguanas terrestres y marinas, lobos marinos, siete especies diversas de lagartijas de lava, etc.

Otro gran atractivo de este archipiélago de islas Galápagos son la gran cantidad de especies de aves diferentes que tienen, aproximadamente unas 85, entre las que podemos encontrar: albatros, piqueros de patas rojas y azules, los pingüinos de Galápagos, pinzones (que constituyen unas 13 especies diferentes), flamencos rosados, halcones, pelicanos, entre otras muchas.

No podemos olvidar que el lugar en el que se encuentra la provincia de Galápagos es un lugar ideal para la aparición de especies como delfines, ballenas, el tiburón martillo o peces de distintas formas y tamaños.

Lo que convierte su fondo marino es un escaparate de maravillas marinas.

Gastronomía de Galápagos

En las Islas Galápagos es muy habitual encontrarse con platos típicos que tengan ingredientes que proceden del mar, pero también encontraremos otro tipo de platos que nos dejarán con buen sabor de boca:

  1. Bolón de verde: su nombre suena particular, igual de particular que su receta ya que se ha convertido en la receta tradicional y nacional de este territorio ecuatoriano. Para disfrutar este plato sólo tendremos que hacer una bola, su tamaño es como el de un puño, hecha con plátano verde frito o asado previamente. A continuación se amasa firmemente con las manos y se le añade un relleno hecho de queso principalmente. Después sólo tenemos que hornear o freír nuestro bolón de verde y disfrutarlo.
  2. Ceviche de Canchalagua: muy popular en las diferentes islas galápagos cuenta con la combinación perfecta entre arroz y canguil. Disfrutaremos de una textura que nos recordará al pulpo pero un sabor más cercano a las almejas, acompañado de tomates, pimientos, cebolla, jugo de limón y papas, junto a aguacate y plátano si lo deseamos.
  3. Sopa Marinera: si existe un plato que despierte toda la atención de habitantes y visitantes es esta sopa. Necesitamos una serie de ingredientes para poder conseguir el caldo principal: cebolla roja y blanca, cacahuete molido, vino blanco, tomate, laurel, cilantro, achiote, sal y pimienta, aceite de oliva y un poco de harina para conseguir el espesor necesario. Primero deberemos realizar un sofrito con estos ingredientes y una buena cantidad de agua y después añadir los mariscos que queramos.

Turismo en Galápagos

En la provincia de Galápagos es un lugar turístico por excelencia la isla de San Cristóbal, aunque sus otras dos islas tienen capacidad y lugares increíbles que visitar y disfrutar:

La Laguna “El Junco”

Un lago de agua dulce que ha encontrado su espacio dentro del cráter de origen volcánico que se formó de manera natural en una de las zonas más altas de la isla de San Cristóbal; aunque lo pudiera parecer, no es una laguna que proporcione agua para el consumo a la población.

Cerro “Las Tijeretas”

Su nombre se debe a la palabra con la que se denominaban a las distintas fragatas que se acercaban a esta zona de la isla de San Cristóbal; está muy cerca de la capital de la provincia de Galápagos y nos proporciona el espacio para disfrutar tanto de su mar en su playa como de un mirador con vistas panorámicas.

La Lobería

Es una de las playas más conocidas dentro de la provincia de Galápagos; consigue este nombre gracias a la cantidad de lobos marinos que disfrutan de sus rocas y arena coralina con total tranquilidad. También es muy visitada por amantes del surf, gracias a la gran cantidad de olas que se pueden disfrutar en su litoral.